Tu Oración por Nosotros es de Valor Incalculable

La eficacia de la oración del cristiano. Jesús, en el discurso de despedida de la Última Cena, insiste mucho en la eficacia de la oración de sus discípulos: «Y lo que pidáis en mi nombre eso haré, para que el Padre sea glorificado en el Hijo. Si me pedís algo en mi nombre, yo lo haré» (Jn 14, 13-14; cfr. 16, 23).

Para mantener nuestras fuerzas, nuestras esperanzas y continuar el día a día en el servicio al prójimo, necesitamos la asistencia y el poder del Espíritu Santo, y es ahí donde te necesitamos.

Ora por nosotros para que Dios Padre todopoderoso, derrame sobre nosotros sus bendiciones y abra los caminos que hemos de seguir, para que nunca nos falte el pan en la mesa y podamos así, mirar a Cristo en los ancianos y cumplir la voluntad del Padre y el mandamiento del Hijo..

Pero, ¿qué significa «pedid en mi nombre»? Esta expresión pone de relieve que toda oración, para ser eficaz, está condicionada por la unión con Jesús, como leemos en el cuarto Evangelio: «Si permanecéis en mí y mis palabras permanecen en vosotros, pedid lo que queráis y se os concederá» (Jn 15, 7)..

Te pedimos, que tu oración, sea un dialogo con Dios, no te apresures, tomate tu tiempo y escucha lo que Jesus te tiene que decir. Si crees que necesitas aprender a orar, haz click aqui y sigue esta pequeña guia que compartimos contigo.